¿Cómo funciona un ahorrador de energía?

Si todavía no has escuchado hablar del ahorrador de energía, en este artículo te vamos a hablar de este dispositivo y qué dicen los profesionales del sector sobre el mismo, ¿Realmente funciona?

Imagen: elcorreodelsol.com

¿Qué es un ahorrador de energía?

El ahorrador de energía, también llamado «energy saver» o «saver box», es un dispositivo diseñado para que el ahorro energético (¿pero realmente ahorra?) de cualquier hogar. Se suelen parecer a un ambientador de enchufe o a un cargador de teléfono antiguo. Donde se puede encontrar mayoritariamente es en tiendas online por un coste de 15 a 30 euros.

El gancho, más en estos tiempos, es la promesa de que desde su conexión a la toma de corriente se puede ahorrar desde un 25% hasta un 90% (todo depende de qué información leas) de la factura de la luz. Digamos que es una promesa de lo más sugerente.

¿Por qué habría tanta variabilidad? Se supone que el porcentaje de ahorro energético variaría en función del número de electrodomésticos que haya en casa. Además, el porcentaje de ahorro podría aumentar en el plazo de una semana.

¿Qué dicen los expertos?

La OCU afirma que «no cuela» el llamado ahorrador de energía. Lo primero, porque este tipo de dispositivo no afecta a la potencia contratada, por lo que ahí hay un gasto que no puede variar. Lo segundo es que hay que contar con que este aparato mismo consume energía y tiene un coste que incrementa, no que reduce. Lo tercero, es que en todos los análisis que van haciendo tras varios años sobre estos ahorradores de energía, los resultados siguen siendo los mismos.

Entonces, en situaciones como éstas donde uno puede querer reducir la factura de la luz de su hogar, recomiendan que:

  • Busca una buena tarifa de la luz. En este sentido, nosotros te recordamos que existen plataformas donde puedes asesorarte sobre compañías y tarifas de luz y gas para tener la mejor información antes de tomar una decisión sobre que compañía contratar. Un ejemplo es Eligenio, que viene de su eslogan «elegir bien, es genial».
  • Cambia tus hábitos para reducir tu factura de la luz. Por ejemplo, evita dejar los electrodomésticos que no usas enchufados al aparato de la luz, como puede ser la cafetera o el microondas, y solo enchúfalos en el momento de utilizarlos. Igualmente, la televisión también puede ser algo a desenchufar.
  • Valora la posibilidad del autoconsumo, ya sea de forma individual o sumarte a propuestas comunitarias donde las energías renovables pueden ofrecer alternativas. En nuestro blog puedes encontrar más información sobre la energía solar y los paneles fotovoltaicos.

¿Cómo funcionan el ahorrador de energía?

Un ahorrador de energía contaría con un pequeño condensador que capturaría la energía reactiva para que esta vuelva a la red general y así pueda ser consumida.

A su vez, este ahorrador evitaría que la energía se transforme en energía térmica, que es la que puede dañar al buen funcionamiento de los electrodomésticos y al cableado. Eliminaría también las fluctuaciones energéticas, lo que eliminaría el carbón del circuito de los cables eléctricos y así podría fluir suavemente.

Por tanto, el ahorrador de energía serviría para permitir que haya una corriente suave y constante, evitando los picos, para que pueda ser utilizada por los electrodomésticos.

ANUNCIO

¿Y dónde puede colocarse? Generalmente, este dispositivo se puede colocar en cualquier conector de corriente alterna de la casa. Especialmente, en aquellos que siguen consumiendo energía incluso cuando no están siendo utilizados o que tienen motores poco eficientes. Los ejemplos más sencillos los tenemos en los pequeños electrodomésticos de la cocina, como el microondas, aunque otro ejemplo lo tenemos en la televisión y el famoso stand by.

Compartir en: Twittericono twitter Facebookicono facebook Pinteresticono pinterest

También te puede interesar