¿Qué es un virus estomacal y cómo resolverlo?

Cuidado con sufrir un dolor de estómago porque puede llegar a ser algo horrible. Tanto que en la antigüedad, desearle a alguien que tiene una gastroenteritis, era considerado algo tan grave o tan malo como desearle que padeciera la peste. Por eso, te contamos ¿ qué es un virus estomacal y cómo resolverlo ? El […]

Cuidado con sufrir un dolor de estómago porque puede llegar a ser algo horrible. Tanto que en la antigüedad, desearle a alguien que tiene una gastroenteritis, era considerado algo tan grave o tan malo como desearle que padeciera la peste. Por eso, te contamos ¿ qué es un virus estomacal y cómo resolverlo ?

12 remedios naturales para una infección estomacal dolor

El dolor de barriga es capaz de hacer que los niños pasen la noche llorando y que nosotros seamos incluso poderosos de levantarnos de la cama y que puedan derivar en otras dolencias cuentos como dolores musculares, dolor de cabeza y hasta fiebre, por eso os damos ahora 16 remedios naturales para una infección estomacal .

¿Qué es un virus estomacal?

También conocido como gripe estomacal o gastroenteritis, es una enfermedad pasajera, pero no leve, provocada por un virus infeccioso. Ése que se puede encontrar en cualquier parte, hace que el estomago y los intestinos grueso y delgado, no cumplan con sus funciones ordinarias, de manera que la alimentación y la digestión puede verse afectada. Tanto el estómago como el revestimiento interno de los intestinos se ven fuertemente afectados, porque se observan inflamados y enrojecidos.

En realidad un virus estomacal suele ser causado por la Helicobacter pylori, una bacteria que sobrevive y se reproduce en el estómago humano; para adaptarse a la fuerte acidez presente es capaz de sintetizar una enzima capaz de convertir la urea en amoniaco y, por lo tanto, incursionar en los ácidos gástricos, disminuyendo el pH en el espacio que lo rodea.

12 remedios naturales para una infección estomacal sintomas

TE PUEDE INTERESAR...

Debido a esa infección y las funciones alteradas, el cuerpo, comienza experimentar náuseas, fatiga y acaba transformándose en dolores que pasan a ser vómitos y diarreas. Debido a eso, la persona infectada, por mucho que quiera comer, todo acaba siendo expulsado, de manera violenta, provocando una pérdida de apetito, por las náuseas y por la incomodidad de lo que le provoca.

Además, el virus estomacal provoca estas síntomas que se repiten de paciente en paciente:

  • eructos,
  • ardor e hinchazón estomacal
  • náuseas y sensación de plenitud,
  • inapetencia (falta de apetito),
  • pérdida de peso inexplicable.

Las causas del virus estomacal

La comunidad científica aún no tiene certeza de cómo se transmite la infección, aunque se supone que se propaga a través de alimentos o agua contaminados (transmisión de oro fecal). Puede infectarse con alimentos lavados o mal cocinados, o beber agua de fuentes impuras.

Algunos estudios están investigando cómo propagar la infección de un individuo a una persona no infectada (a través del contacto directo con la saliva , el vómito o el material fecal ). Los estudios parecen indicar que el contacto con las heces o el vómito de las personas infectadas puede transmitir la infección por H. Pylori, por ejemplo en el caso de la gastroenteritis.

Este última realmente se ha encontrado en la saliva de algunos sujetos infectados, lo que indica que la infección puede transmitirse directamente con saliva, probablemente también a través de besos profundos, sin embargo, se enfatiza finalmente que no se considera necesario investigar a la familia del paciente a la cual se diagnostica la infección, incluso en el caso de una pareja, a menos que haya casos especiales (como infecciones frecuentes y recaídas).

Para que no sintamos que todo es un misterio en torno a los virus estomacales, podemos señalar una a una y de manera detallada cuáles son las causas más concretas.

Agua

Es donde principalmente se encuentran. El agua, directa de los grifos y más si la pillas de un río, puede estar contaminada. También, puede ser que no esté contaminada, pero si se recoge y se deja estancada, el agua acaba contaminándose.

virus-estomacal-causas-alimentos

Alimentos

Hay muchos alimentos que pueden estar buenísimos si son frescos, pero que si se pasan un día de su frescura, pueden ser peligros mortales, porque pueden cultivar un virus y hacer que tu estómago se vuelva del revés, con violentas diarreas y llegando a provocar fiebre. En algunas ocasiones, si el virus es fuerte y el sistema inmunológico no tanto, puede acabar con la vida de esa persona por deshidratación.

virus-estomacal-causas-agua

Uñas

¿Cómo las uñas? sí. Aquellas personas que se muerden las uñas se les olvida la cantidad de cosas que tocan y a las que están expuestas. Todo lo que tocan, se lo llevan a la boca.

Los sí­ntomas de sufrir un virus estomacal

El nombre científico es gastroenteritis viral. Los virus estomacales alteran las células que revisten el intestino delgado, causando los dolores y el malestar típico. Dentro de los virus que pueden afectar a nuestro estómago, existen principalmente 4:

Rotavirus

Las infecciones por rotavirus puede tener un carácter leve o bien grave, siendo sus principales síntomas:

El periodo de incubación es de aproximadamente dos días, pasado este tiempo, los síntomas se hacen evidentes. Los primeros síntomas son vómitos, seguido de 4-8 días de diarrea.

Adenovirus

Estos son un tipo de virus que afecta tanto a los humanos como a los animales, principalmente provoca infecciones en las vías respiratorias, provocando conjuntivitis, cistitis y gastroenteritis. Son virus que no se presentan encapsulados de ADN bacteriano.

Astrovirus

Fundamentalmente, los gastrovirus se transmite por los alimentos y/o el agua contaminada. Los niños son los más propensos a contraer este tipo de virus. Las guarderías son los focos principales donde se trasmite este tipo de virus en los niños mientras que en los lugares de grandes aglomeraciones son los lugares propicios para el resto.

Reconocidos como una de las causas de las gastroenteritis tanto infantiles como en adultos y los síntomas principales son:

  • Diarrea
  • Náuseas
  • Vómito
  • Fiebre
  • Malestar corporal
  • Anorexia
  • Dolor de estómago

Los síntomas vienen a perdurar durante unos 4 días, aunque las infecciones no son graves, tenemos que estar muy pendientes de que el paciente no se deshidrate. Los síntomas irán remitiendo a los pocos días.

Los astrovirus son ahora reconocidos como una de las causas de gastroenteritis en niños y adultos. Los síntomas principales son diarrea, seguidos de náuseas, vómito, fiebre, malestar general, anorexia y dolor abdominal. Algunos estudios de investigación han mostrado que la duración de los síntomas es de aproximadamente tres a cuatro días. La infección no suele ser grave y sólo en algunos pocos casos conduce a la deshidratación. Las personas infectadas no necesitan hospitalización, debido a que los síntomas remiten por sí mismos después de un corto período de tiempo.6

Calicivirus

Son los causantes de las gastroenteritis aguda en los humanos. Los síntomas pueden ir desde vómitos hasta diarreas, e incluso ambos. La incubación del Calicivirus es de aproximadamente 2 días y su duración suele ser de 3 días.

Los grupos de riesgo

Los viajeros. El 40% de los turistas, que viajan a algunas regiones de Asia, África o Sudamérica, suelen coger un virus estomacal, provocado por determinados alimentos a los que no están acostumbrados, que poseerán algunas bacterias, a las que los locales están preparados.

virus-estomacal-grupo-de-riesgo

Las personas con el sistema inmunológico débil, ya sea de manera natural o porque están bajo un tratamiento. No actúa como debería actuar y no puede defender al paciente, por lo que es muy propenso a coger este tipo de infecciones.

Los que comen con mucha regularidad mayonesa, huevos, marisco… si están en buen estado, no hay problema, pero se arriesgan a que alguno de esos alimentos esté en mal conservado y les pase la salmonelosis a la persona que lo consuma.

El personal relacionado con niños. Son los primeros en cogerlo, además de pillarlo en la primera o segunda semana, hasta que su sistema se acostumbre a los virus que les atacan.

Los residentes en centros hospitalarios. Aunque parezca mentira se ve un hospital como un sitio en donde no pasa nada si se abusa de la lejía, si alguien va con una infección, el virus que soltará acabará posándose en un paciente, que probablemente tenga el sistema inmunológico débil.

Además, podemos resumir :

  • La infección está particularmente extendida en los países en desarrollo.
  • La prevalencia más alta de H. pylori se encuentra en sujetos de edad avanzada, en ciertas poblaciones (africana, estadounidense, hispana) y en grupos con condiciones socioeconómicas desfavorables.
  • Otro factor de riesgo es la ausencia de suministros confiables de agua limpia.
  • Otro elemento es la convivencia con los portadores de la infección.
  • No parece haber una predilección por el sexo, pero las mujeres tienen una mayor incidencia (5-8%) de reinfección en los hombres.

Diagnóstico del virus estomacal

Los médicos pueden diagnosticar la infección por Helicobacter Pylori usando varios tipos de pruebas, algunas invasivas y otras menos:

Diagnostico virus estomacal

Gastroscopia

Mediante la introducción de un tubo delgado y flexible desde la boca (o la nariz, en el caso de la gastroscopia transnasal) equipado con una cámara, el médico puede evaluar visualmente la salud de la mucosa del estómago; siempre con la misma herramienta es entonces posible retirar una pequeña muestra del revestimiento a ser capaz de examinar en el laboratorio con el fin de verificar la presencia de signos microscópicos de la infección y Helicobacter Pylori. Es el examen de elección para la bacteria, pero sin duda el más invasivo entre los disponibles.

Análisis de sangre

Se debe realizar una prueba específica en una muestra de sangre que pueda detectar la presencia de anticuerpos contra Helicobacter Pylori; es un examen práctico y no invasivo, pero poco utilizado porque no permite distinguir entre infección actual e infección pasada.

Las pruebas de aliento

El examen de la respiración (o del balón, como se le llama comúnmente) es particularmente eficaz en el diagnóstico y definitivamente no invasivo, ya que simplemente se requiere que el paciente tome una solución preparada para este fin y después de cierto tiempo se analizará la respiración buscando posibles transformaciones causadas por la bacteria.

El examen de las heces

Una buena alternativa es buscar el antígeno de la bacteria en las heces: en este caso, el paciente simplemente tiene que dar al análisis de laboratorio una muestra de sus heces en la que se realizará la prueba específica, con la ventaja sobre el análisis de sangre solo detectar infecciones en curso.

Los mejores remedios naturales

Aunque a menudo se refiere incorrectamente como gripe estomacal (ya que no es la gripe), la gastroenteritis viral – también conocido como un virus estomacal – se produce cada vez más menudo por cortesía de un cuarteto de virus que se transmite fácilmente de persona a persona.

Los síntomas pueden variar de leves a horrendos; y si bien por lo general dura sólo un día o dos, los casos persistentes pueden llegar a padecerse hasta 10 días. Por ello, conviene conocer los mejores remedios naturales para aplicarlos desde el primero día

Algunos casos de gastroenteritis viral llegan a ser tratados con antibióticos, pero la suerte es que a pesar de ser algo realmente doloroso, podemos hacerle frente con remedios naturales que sumarle  al tratamiento que nos haya recetado el médico.

Pero comencemos sin más dilación. Estos son los mejores remedios naturales para tratar una infección estomacal

Hielo

Cuando las cosas realmente se ponen difíciles con nuestra gripe estomacal, incluso el agua puede ser un reto pero la hidratación es fundamental. Puedes tomar pequeños sorbos de agua, pero si notas que incluso eso te provoca dolor y el que acabes en el baño, es mejor chupar cubitos que te aliviarán mucho más.  

De esta manera lograrás estar constantemente hidratado y no tendrás que preocuparte por si, otra vez, el trago de agua te va a volver a revolver el estómago. Cundo sientas sed,  simplemente mete el cubito en la boca y deja que se derrita un poco.

 Té de semillas de Hinojo

12-remedios-naturales-para-una-infeccion-estomacal-te-de-semilla-de-hinojo

La semilla de hinojo es un ingrediente recomendamoa para el tratamiento de dolencias de estómago; especialmente calambres estomacales y gases que muy probablemente acompañarán el virus. Mezcla una cucharadita de semillas de hinojo con una taza de agua hirviendo; cubre y deja reposar durante 10 minutos. Cuela la mezcla, añadir un poco de miel si quieres para añadirle un toque de sabor y bébelo (hasta tres veces al día) con el estómago vacío. Es un remedio muy útil y sencillo de hacer.

Hierbas naturales

12-remedios-naturales-para-una-infeccion-estomacal-manzanilla

Varias son las hierbas naturales que podemos recomendaros con el fin de poder aliviar los síntomas y dolores de un virus estomacal.

  • Manzanilla: La manzanilla se ha utilizado en la medicina tradicional desde hace milenios para calmar los nervios, como ayuda contra el insomnio y para asentar el estómago. Si bien no hay nada que pruebe que sea eficaz, muchos alivian su dolor tomando infusiones de manzanilla, que podemos tomar calientes y frías y que además te mantendrán hidratado. 
  • Tomillo: Por otro lado, los expertos señalan que los aceites volátiles en el tomillo le confieren propiedades carminativas (reducen los gases), mientras que su fenoles trabajan como antiespasmódico – por lo tanto alivia el gas y los calambres. Mezcla una cucharadita de hojas secas de tomillo con una taza de agua hirviendo; cúbrela y décjala reposar durante 10 minutos. Cuela la mezcla, añade un poco de miel si se desea y bebe (hasta tres veces al día) con el estómago vacío. Es uno de los mejores remedios naturales para aquellas personas que se sienten con el estómago “hinchado”.
  • Hierbabuena: El aceite esencial de menta contiene mentol, una sustancia volátil que se dice que tiene un efecto antiespasmódico sobre el músculo liso del tracto digestivo. El poder de la hierba para relajar los músculos intestinales hace que sea una gran opción para los síntomas de la indigestión, así como acidez, gases y náuseas y que ser relacionan con los virus en el estómago. La Universidad de Maryland, en Estados Unidos, recomienda remojar una cucharadita de hojas secas de menta en 1 taza de agua hirviendo durante 10 minutos; colar y beber de 4 a 5 veces al día entre comidas. (Puedes utilizar bolsas de té de menta comerciales también, por supuesto.

Yogur

12-remedios-naturales-para-una-infeccion-estomacal-yogur

Una vez que tu estómago comience a mostrar signos de recuperación y que tu apetito haya vuelto, prueba a tomar algún yogur natural con cultivos activos. Es un buen alimento para comenzar a comer de nuevo y para que tu estómago aprecie la reposición de bacterias buenas después de todo lo que ha pasado. Otra buena idea es añadirle al yogur pequeños trozos de fruta, por ejemplo  de plátano o de manzana, para empezar a incluir alimentos más sólidos y que nos vayan aportando más energía.

Alimentos blandos

12-remedios-naturales-para-una-infeccion-estomacal-alimentos-blandos

Por supuesto, os recomendamos alimentos blandos como por ejemplo el arroz blanco, pan blanco tostado, galletas blancas, patatas hervidas y otros alimentos similares que son fáciles de digerir, te mantendrán alimentado y tu estómago podrá soportarlos sin resentirse de los dolores (o al menos sin que sean perjudiciales para su estado). Ten en cuenta que debes intentar alimentarte aunque el estómago te duela, ya que sino estarás demasiado débil e incluso podrías tener otros problemas, por ejemplo deshidratación.

Cuando creas que tu estómago puede tomarlo, comienza a agregar alimentos más suaves aunque sólidos a tu dieta. Prueba alimentos fáciles de digerir como pollo, arroz y gelatina. La proteína de carnes magras y huevos bien cocidos te servirán para que recuperes fuerza y energía. Si deseas frutas y verduras, cómelas cocinadas, no crudas.

Por otro lado, cuando estáis sufriendo una infección estomacal y estáis sufriendo diarreas y dolor de estómago, uno de los mejores remedios es el agua de arroz. Es un alimento suave y que ayuda a reducir la inflamación de la mucosa del estómago y aliviar el dolor.

Frutas

Además, otro de los alimentos que os recomendamos son las frutas en especial plátanos, manzanas y arándanos.

Por un lado, los plátanos no sólo son recomendables cuando estás enfermo del estómago porque se asientan bien en el estómago, sino que su  potasio también es importante para reponer los minerales perdidos a través del vómito y / o diarrea. Además, los plátanos ofrecen una gran cantidad de energía al organismo, por lo que son muy recomendables para esas infecciones estomacales que apenas nos permiten comer, brindando al cuerpo mucha energía y minerales. Otra de sus ventajas es que se trata de un alimento “blando”, es decir, no es demasiado sólido y es fácilmente digerible por el estómago.

Por otro lado, tenemos el puré de Manzana que será bueno para asentar en el estómago, además de ser más fácil de digerir. Si ves que tu estómago va mejorando, también puedes probar a comer la manzana en pequeños trozos y sin piel, para que el estómago se vaya acostumbrando de nuevo poco a poco a los alimentos sólidos.

Además, algunas personas aseguran que es este es también de los mejores remedios que podemos tomar cuando tenemos un virus estomacal. Mezcla 1 cucharada de vinagre de sidra de manzana y 1 cucharada de miel en 1 taza de agua tibia. Puede ayudar con los gases y los calambres.

Ya modo de detalle, podemos añadir también los arándanos son frutos muy fáciles para digerir, su alto contenido en antioxidantes ayudarán a calmar el malestar estomacal, calmando esos ruidos infernales que hace nuestro estómago. En la licuadora, simplemente echa los arándanos, hielo y bate. Ahora no te lo tomes todo de golpe, puedes ir tomándolo en el transcurso de una hora.

Para acabar, podemos añadir que las ciruelas pasas, los albaricoques, las uvas o el aceite de linaza también son beneficiosas para calmar el malestar estomacal, al ser sencillos de digerir, no hace trabajar prácticamente al estómago aunque si potencian el desarrollo de las bacterias beneficiosas para el intestino.

Canela

remedios-naturales-para-una-infeccion-estomacal-canela

La canela es muy buena porque es un antibacteriano muy potente, también ayuda a evitar los escalofríos, molestias y dolores de estómago. Si bebéis un té con un par de cucharaditas de canela durante tres o cuatro días os encontraréis mucho mejor.

Jengibre

El jengibre es un remedio natural que se usa desde hace siglos para el dolor estomacal. Se trata de un producto que cuenta con gingeroles y shogaoles, elementos químicos que aceleran las contracciones estomacales, potenciando una digestión más rápida y evitando las indigestiones y los virus. Además, las propiedades del jengibre reducen las náuseas, diarreas y vómitos.

12 remedios naturales para una infeccion estomacal jengibre

Para tomarlo, lo más recomendable es mezclarlo con otros alimentos como ensaladas o en puré, o hacernos una infusión y tomarlo caliente para que entre mejor.

Menta

La menta es un gran desconocido en estos lares, pero su labor contra los virus estomacales es tremenda. Para empezar, reduce las ganas de vomitar y la diarrea, pero también los espasmos musculares en el estómago. Por otro lado, sus propiedades ayudan a reducir el dolor y potencian un buen aliento, muy necesario después de vomitar.

12 remedios naturales para una infeccion estomacal menta

Indigestión, gases y diarrea son los grandes enemigos de la menta y a los que combate con dureza. En este caso, las hojas de menta se pueden tomar crudas, cocidas o, como es más habitual, en infusión, donde se potencia gran parte de su sabor. Si no somos muy amigos de la menta, se puede combinar con otras infusiones. Incluso podemos recurrir a los caramelos de menta de toda la vida.

Calor localizado

Si tenemos un virus en el estómago que nos está tensando los músculos de la zona, podemos usar el calor localizado para relajarlos. En este caso, son varias las opciones que podemos probar, según las circunstancias. La más aconsejable sería tomar un baño de agua caliente, en el que los síntomas del dolor de estómago se verían mitigados en gran medida.

12 remedios naturales para una infeccion estomacal caliente agua

Si preferimos no bañarnos, la alternativa es una bolsa de agua caliente, un paño caliente o una manta eléctrica apoyada en la zona que nos duela. Podemos mantener la opción que escojamos hasta 20 minutos apoyada en el estómago.

Clavo

El clavo es una de las súper especias que mejor va para el malestar estomacal, pues te ayudará a reducir los gases y multiplicar las secreciones gástricas. De paso, ayuda a reducir las náuseas y los vómitos

12 remedios naturales para una infeccion estomacal clavo

Para consumirlo, mezclamos dos cucharaditas de clavo molido con una cucharada de miel antes de irnos a la cama. También podemos tomarlo en forma de infusión, con ocho cucharaditas y agua hirviendo. Esta opción podemos tomarla dos veces al día, por la mañana y por la noche.

Comino

En lo que respecta al comino, no son pocas las propiedades que tiene. Para empezar, reduce la indigestión, disminuye los gases, rebaja la inflamación intestinal y, además, es un tremendo antimicrobiano.

12 remedios naturales para una infeccion estomacal

En este caso, podemos mezclar el comino con otras comidas, en cantidad de una cucharadita. Otra opción es hacernos un té con agua hirviendo y la misma cantidad. Y si nos gusta el sabor, podemos masticar una o dos semillas crudas de comino. El aliento será maravilloso.

Albahaca

La albahaca tiene la ventaja de ser un alimento sabroso que podemos combinar con mucha comida. Lo que no todo el mundo sabe es que tiene tremendas propiedades contra los dolores de estómago, gracias al eugenol y el ácido linoleico. La albahaca remite los gases, abre el apetito, reduce los calambres y mejora las digestiones.

12 remedios naturales para una infeccion estomacal albahaca

Sus propiedades antiinflamatorias también son altamente beneficiosas. Para tomarlo, basta con añadir dos hojas de albahaca a lo que vayas a comer

Regaliz

La raíz de regaliz no sólo ayuda a reducir la gastritis, sino también la inflamación del revestimiento del estómago o la inflamación aparecida por las úlceras pépticas.

12 remedios naturales para una infeccion estomacal regaliz

Si el sabor del regaliz te parece muy fuerte para tomarlo directo, puedes hacerte un té de regaliz y tomarlo 3-4 veces al día. Tan sólo tienes que rallar dos cucharaditas y añadirle agua hirviendo.

Remedios caseros naturales para niños

La vedad es que nadie está exento de infectarse con un virus de tipo estomacal. Al tocar la barandilla, pulsar el botón del ascensor, saludar a alguien, etc., puedes infectarte si no te has lavado las manos. También hay temporadas donde los virus parecen más activos, dándose más casos de virus estomacales en primavera y en otoño.

Dentro de las potenciales víctimas, los niños son el número uno. A pesar de estar encima de ellos y hacerles lavar las manos constantemente, no puedes evitar que jueguen con la tierra y que estén todo el día con los dedos en la boca. Por lo que hay que prestar una atención especial con ellos.

El principal motivo por el que los niños vomitan son los virus estomacales. No suelen tener efectos graves, pero si molestos y sobre todo para ellos. Los antibióticos no tienen ningún efecto sobre los virus por lo que será inútil su utilización, entonces ¿qué nos queda?.

Normalmente los efectos de las infecciones virales desaparecen solas a los pocos días, pero aún así hay una serie de remedios que podemos darles a nuestros pequeños para aliviar, en lo posible, las molestias, calmar su estómago e hidratarles y reponerles los nutrientes que puede perder por culpa de los vómitos.

Si las primeras 24 horas no quiere comer, no le obligues aunque si tienes que estar pendiente de su hidratación, aunque no quiera beber con una jeringuilla o una cuchara podemos ir introduciendo líquidos.

Los caldos de pollo sin grasa, también serán bienvenido en las dietas blandas, así como trocitos de pavo o de jamón de york, que tiene mucha menos grasa.

Olvídate de los quesos y quesitos, ahora no tienen cabida en la dieta, aunque tu hijo te lo pida, no se lo deis ya que la grasa que le aporta al estómago no podrá ser bien digerido, por lo que es mejor evitarlo. Los yogures naturales también son beneficiosos ya que le repondrán la flora intestinal que puede verse dañada por las diarreas.

De todas formas y como siempre recomendamos, el niño que tiene diarrea o que vomita durante más de 24 horas, debe ser explorado por un facultativo.

Qué no comer

Por otro lado, lo que no pongas en tu cuerpo puede ser tan importante o útil como lo que pones en tu cuerpo. Si tienes un virus estomacal, hay ciertos alimentos y bebidas que querrás evitar hasta que te sientas mejor.

Las categorías generales de alimentos para evitar tanto como sea posible incluyen:

  • Azúcar
  • Leche
  • Alcohol
  • Cafeína
  • Productos de tomate
  • Cualquier comida que sea grasosa, picante y / o salada

Se sabe que todos estos alimentos son duros en una panza alterada y molesta. Sé que puede ser difícil pasar un día sin su cafeína, pero el café y los refrescos con cafeína son conocidos por su capacidad para hacer que los intestinos se contraigan. Esto solo puede hacer que la diarrea sea más severa. El alcohol también es una idea terrible porque solo aumentará la probabilidad de deshidratación. Además, altera el intestino

¿Qué te han parecido estos remedios para evitar los dolores estomacales? ¿Conoces alguna otra manera de combatirlos? A continuación te dejamos con un video muy interesante y con más enlaces para complementar la información del artículo.

En el siguiente video puedes ver muchos más remedios y recetas caseras que sirven para curar problemas en el estómago y en otras partes del aparato digestivo.

También te puede interesar :

También te puede interesar