Escrito por Tendenzias

Picaduras de pulgas: cómo reconocerlas (síntomas), tratamiento y remedios caseros

En ocasiones un simple paseo por el campo nos puede acarrear más de una molestia, pulgas, chinches o garrapatas parecen estar acechándonos para colarse en nuestras vidas, provocando molestias como picores, escozor o incluso hinchazón. De todos estos molestos parásitos hoy vamos a dedicar nuestro espacio a la picadura de pulgas, cómo reconocerlas, cuáles son sus síntomas o que tratamiento es el más conveniente. ¿Comenzamos?

Síntomas de las picaduras de pulgas ¿cómo saber que me ha picado una pulga?

Cuando nos pica una pulga, nuestro organismo reacciona formando un círculo sonrosado o rojo. Dentro de este círculo encontraremos una especie de punto y toda la zona comenzará a hincarse provocando una desagradable sensación de escozor o picazón.

Al tratarse de parásitos que se alimenta de la sangre de los mamíferos, no sólo está el hombre en riesgo, sino mucho de los animales que conviven con nosotros, como son los perros, gatos o animales de granja. Las zonas afectadas son las que quedan a la altura de donde éstas suelen esperar.

Las pulgas suelen situarse en las zonas cercanas a los caminos, por lo que es muy habitual que la zona donde mayor número de picaduras se reciba sean las piernas o los tobillos.

Picadura de pulgas en Adultos

Las pulgas son unos parásitos que se alimentan de sangre, la hembra de pulga necesita ingerir sangre de su huésped, gracias a la succión de ésta conseguirá todas las proteínas necesarias para la puesta de huevos y la creación de una nueva generación

Los síntomas más habituales son:

  • Picazón en la zona afectada, en muchas ocasiones este picor puede resultar muy doloroso.
  • Inflamación de la zona que bordea el picotazo
  • Color rojizo en el área del pinchazo
  • La zona enrojecida, si no se pone tratamiento, pasará a convertirse en ampolla y después terminará siendo una herida.
  • Las picaduras se suelen concentrar en tobillos, piernas y pies.

Normalmente una picadura de pulga no trae consecuencias peligrosas, pero como en todo existen casos en los que se producen fuertes reacciones alérgicas, en estos casos es siempre importante llevar al paciente lo antes posible a un centro asistencial.

Picaduras de pulgas en Bebés y Niños

Los niños son quizás, de las victimas preferidas por las pulgas, su poco cuidado a la hora de coger cosas del suelo, jugar en la tierra o en la hierba de los parques los hace especialmente vulnerables. Si además tienes mascotas que salen a la calle y por lo tanto, pueden ser portadoras de pulgas, tendrás que prestar una atención especial. Los principales síntomas son:

  • Aparición de áreas en color rojo, en algunas ocasiones vienen acompañadas de una leve hinchazón.
  • Aparecerá en la zona enrojecida, un punto que es el lugar por donde la pulga ha chupado la sangre, esta marca no suele ser muy grande aunque en niños de poca edad pueden llegar a los dos centímetros.
  • En los adultos, como hemos visto, suelen atacar a los tobillos y piernas, en el caso de niños y bebés, las pulgas pueden picarles en cuello, cara, espalda, brazos, etc. No olvidemos que los huevos se desprenderán cuando noten las condiciones ideales y se pueden desarrollar en alfombras, moquetas, etc.

Como vemos, en el caso de los niños, los síntomas son los mismos, inflamación y rojez, además de las sensaciones molestas de picor o escozor. El problema con los niños y el porqué hay que protegerlos mucho más que a los adultos, es que éstos sean alérgicos.

Las picaduras de pulgas en adultos son menos graves que cuando ocurren con niños, su piel es mucho más sensible y por lo tanto las picaduras de pulgas pueden ser más dolorosas en niños que en mayores.

Qué hacer ante las picaduras del pulgas

En caso de que hayamos sido picados por una pulga o bien tengamos la sospecha de haberlo sido, lo primero que debemos hacer es lavar bien la zona afectada con agua limpia y jabón.

En estos casos, lo mejor es recurrir al médico para que valore la picadura o picaduras y nos recete el tratamiento adecuado, en la mayoría de los casos con una crema que nos alivie, será suficiente.

Un consejo útil es el de no rascarse, si lo hacemos lo que podemos conseguir es agravar el problema, provocando heridas que se pueden infectar fácilmente.

Tratamiento contra las picaduras de las pulgas

Existen distintas formas de tratar las picaduras de las pulgas, una es por medio de tratamientos farmacológicos o médicos y la otra es por medio de tratamientos caseros, aunque si algo deben compartir ambos tratamientos será:

loadInifniteAdd(infinite_adv_1);

Mantener la zona limpia: La mejor manera de mantenerla limpia es lavar la zona afectada con agua y jabón, una vez que hemos secado bien la zona podemos aplicar algún tipo de pomada antiséptica. Cuando lavemos la zona afectada con agua, siempre ésta debe estar fría, ya que el agua caliente posiblemente provoque el efecto contrario.

Tratamientos médicos: Si la picadura no pasa de una zona enrojecida y un poco de inflamación, simplemente con algún tipo de crema que contengan hidrocortisona, podrá ser más que suficiente. La cortisona es conocida por sus propiedades antiinflamatorias. También podemos recurrir a los tratamientos caseros, remedios que veremos a continuación.

Remedios caseros para las picaduras de pulgas

Existen una serie de remedios caseros, siempre basados en la naturaleza que nos permitirá al menos, aliviar las molestias que provocan las picaduras de pulgas como son la hinchazón, la rojez y esa sensación tan desagradable de quemazón en la zona afectada. Veamos cómo hacerlo.

Remedios caseros para las picaduras de pulgas | Aloe vera

Como ya hemos tratado más de una vez, las propiedades de la planta de Aloe Vera, nos podrán ayudar a mejorar los síntomas típicos de las picaduras. El aloe vera es un buen antiséptico que permitirá que la picadura quede limpia, pero también posee propiedades cicatrizantes y calmantes, motivo por el que se utiliza para las quemaduras.

Si tenemos una planta de aloe vera, lo único que tendrá que hacer es cortar una penca, que es el nombre que reciben las hojas de la planta. Realizamos un corte en vertical a lo largo de toda la penca y separamos el gel del interior.

Este gel es el que posee todas las propiedades que hemos descrito. El gel lo depositamos sobre la zona afectada y lo sujetamos con una gasa durante unos pocos minutos, de tal forma que nuestra piel absorba el gel depositado. Los efectos calmantes serán inmediatos.

Remedios caseros para las picaduras de pulgas | Té

No necesitamos hierbas especiales, simplemente el té que puedes tomas a lo largo del día, nos podrá servir para tratar el malestar provocado por la picadura de pulga.

loadInifniteAdd(infinite_adv_2);

El té negro, verde, té de lavanda o simplemente manzanilla, sólo prepara una infusión como si fuera para beberla, déjala enfriar y después empapamos en el té una gasa o pañuelo limpio para aplicarlo a continuación sobre la zona afectada.

Remedios caseros para las picaduras de pulgas | Plantas medicinales

Existen otros tipos de plantas que también nos pueden ayudar y esas son las plantas que tradicionalmente llamamos medicinales, entre las que se encuentra la albahaca o la caléndula. Estas plantas tienen propiedades antiinflamatorias y por tanto aptas para aplicar en una picadura de pulga.

La forma de utilizarlas en metiendo hojas frescas de estas plantas en un mortero con un chorrito de agua, después la machacaremos hasta obtener una especie de cataplasma que será la que apliquemos sobre la zona afectada. Poco a poco iremos notando mejoría.

Remedios caseros para las picaduras de pulgas | Vinagre de Manzana

El vinagre de manzana tiene la propiedad de aliviar rápidamente el dolor provocado por la picadura. Éste puede aplicarse sólo o rebajado con agua.

Lo mejor en estos casos es diluirlo en agua, con un algodón empapado en esta solución, lo aplicamos sobre la picadura. El alivio que sentiremos será inmediato. Lo más práctico es colocar un apósito impregnado en la solución y dejarlo que actúe.

Si quieres que el efecto sea mayor, puedes aplicar el vinagre de manzana sólo o bien puedes meter la solución de agua y vinagre en la nevera, con el frío se potencia mucho más el efecto calmante que proporciona el vinagre.

loadInifniteAdd(infinite_adv_3);

Remedios caseros para las picaduras de pulgas | Bicarbonato de Sodio

Una de las formas más conocidas para tratar la picadura de las pulgas, sobre todo en personas, aunque este remedio también es apto para nuestra mascota. En este caso también conseguimos un alivio de manera inmediata, que es el fin de este apartado.

Este remedio consiste en crear una pasta añadiendo al bicarbonato un poco de agua. Esta pasta es la que aplicaremos sobre la picadura y la dejaremos actuar, al menos, quince minutos. De esta manera notaremos una mejoría prácticamente inmediata, reduciendo además la inflamación.

Remedios caseros para las picaduras de pulgas | Infusión de Limón

Se trata de utilizar el limón para calmar los efectos de las picaduras, pero en este caso utilizaremos la cáscara del limón para realizar una infusión. Ponemos a hervir agua y cuando ésta éste hirviendo, añadimos la cáscara de un limón. Después apagamos y dejamos reposar.

Una variante es añadir una cucharadita de miel, ya que la miel es un potente antiséptico que evitará posibles problemas como infecciones. Una vez nuestra infusión esté templada, la extendemos por la zona de la picadura.

Remedios caseros para las picaduras de pulgas | Hielo

Quizás lo hemos dejado para el final porque es la solución que yo creo, a todos se nos ocurre y más cuando notamos la zona de la picadura inflamada. Pues tenéis toda la razón, cuando nos pique una pulga, podemos aplicar hielo o bien agua muy fría si no disponemos de hielo.

Como siempre deciros, el hielo nunca se pone directamente sobre la piel, en tal caso la quemaría y sería peor el remedio que la enfermedad, procura utilizar una bolsa o un pañuelo, para aplicarlo sobre la piel. El efecto del frío no solo hará que se reduzca la inflamación, sino que además conseguirás aliviar el picor/escozor.

loadInifniteAdd(infinite_adv_4);

Consejos para liberarse de las pulgas

Las plagas provocadas por pulgas son bastante difíciles de exterminar. Intenta acabar con ellas en cuanto las detectes ya que así evitarás que se extienda por otras estancias o por toda la casa. Pero como deshacernos de esto molestos parásitos.

Aspirar bien la casa

En la casa, sobre todo si hay mascotas, las pulgas pueden encontrar un lugar donde esconderse, colocar sus huevos y provocarnos un problema serio. Lo mejor será que aspiremos la casa todos los días, poniendo especial atención a los suelos de madera, los sillones y las alfombras, sitios preferidos de las pulgas.

Lavar con agua caliente

La ropa deberás lavarla en la lavadora a temperatura muy caliente, lo que significa una temperatura superior a 60 grados. A partir de 60 grados, tanto las pulgas como sus huevos quedarán eliminados. Lava con mayor frecuencia la ropa de cama como son los almohadones y las sábanas, también presta atención a los cojines y tapices que puedas tener.

Utiliza repelentes

Hoy en día podemos encontrar distintas firmas cuyos productos, casi siempre en formato aerosol, afirman acabar tanto con las pulgas como con sus huevos. Estos aerosoles son muy eficaces y si sigues sus instrucciones, podrás acabar con un problema con es el de las pulgas.

No obstante existen otras opciones, si somo alérgicos a los productos químicos o si por cualquier otro motivo no lo pudiésemos usar. En este caso podemos hacer repelentes naturales ayudándonos de los limones naturales.

Si hervimos las rodajas de un limón en medio litro de agua, lo dejamos enfriar y reposar y después añadimos un chorro de vinagre blanco de vino, habremos obtenido un repelente de pulgas natural, con ella podremos rociar las zonas más sensibles, alfombras, sillones y sobre todo la zona que ocupe nuestra mascota.

loadInifniteAdd(infinite_adv_5);

Limpieza a vapor

La mejor forma de deshacernos en casa de un problema de pulgas es realizar la limpieza con máquinas de vapor. El vapor al salir a una temperatura tan caliente, conseguirá acabar tanto con las pulgas como con sus posibles huevos. Intenta utilizar este remedio para no sólo librarnos de las pulgas sino que además haremos desaparecer bacterias y microorganismo poco deseables.

Si aún así, el problema persiste quizás sea hora de llamar a un profesional.

También te puede interesar:

ElBlogVerde.com

Newsletter