Escrito por

Paneles solares: qué son, cómo ponerlos, tipos y beneficios

Los paneles solares son un método para producir energía mediante el aprovechamiento de la radiación solar. Es un energía totalmente limpia y renovable, además de eficiente. Además, existen diferentes tipos de paneles solares dependiendo de los materiales con que estén construidos o su objetivo final. ¿Sabes qué son, cómo ponerlos, qué tipos de paneles solares hay y cuáles son sus beneficios?

paneles solares
Para la fabricación de paneles solares se emplea una tecnología tan avanzada y precisa como compleja, de manera que el funcionamiento de los paneles solares se basa en el denominado como efecto fotovoltaico, el cual se produce cuando, sobre materiales semiconductores convenientemente tratados, incide la radiación solar produciendo electricidad. Pero vayamos poco a poco viendo qué son los paneles solares y cómo cómo ponerlos.

Qué son los paneles solares

La energía solar es una de las energías renovables que podrían llegar a ser indispensables en el futuro, cuando los recursos fósiles del planeta terminen por acabarse y tengamos que empezar a apostar por estas energías renovables.

La energía del sol se puede recoger y reutilizar con otros fines beneficiosos para el ser humano. Para conseguir esto se emplean unos elementos denominados paneles solares, que pueden recoger los rayos del sol y transformarlos en energía.

Dependiendo del modo de transformación de este tipo de energía podemos encontrar diferentes paneles solares. Algunos de ellos se destinan a transformar la energía proveniente del sol en energía eléctrica, que se puede emplear, por ejemplo, para hacer funcionar los electrodomésticos del hogar. Por otro lado, están los paneles solares cuya función es transformar dicha energía del sol en agua caliente o calefacción para la casa.

Cabe decir que en la actualidad muchos paneles solares no necesitan que los rayos del sol incidan sobre ellos (aunque son capaces de generar más energía de esta manera). En muchos casos basta con registrar la energía residual en un día nublado para que los paneles solares se vayan cargando poco a poco.

Cómo se pone un panel solar

Generalmente los paneles solares deben ser instalados por profesionales, y es la propia empresa proveedora la que se encarga de realizar la obra. Se trata de una obra de pequeñas dimensiones, pero que debe ser realizada de la forma correcta para que el panel (o paneles) funcione de forma eficaz.

Del mismo modo, si somos unos manitas o sabemos cómo instalar uno de estos aparatos, también tenemos que tener en cuenta una serie de factores. Por ejemplo, es necesario colocarlo en la mejor orientación posible, donde más la incidan los rayos del sol. Además también hay que tener en cuenta la inclinación. Si nos fijamos, la mayoría de paneles solares están inclinados para aprovechar al máximo su superficie.

Cuánto cuesta un panel solar

Esa es la pregunta del millón, la que muchos se hacen en la actualidad. En primer lugar, antes de poner una placa solar hay que informarse bien de los requisitos para poder ponerla. E incluso podríamos acceder a algún tipo de subvención.

Si hablamos del coste de instalar paneles solares en nuestra casa tendríamos que hablar de coste por vatio. En España el coste por vatio es de aproximadamente 1,25 euros. Y por otro lado tenemos paneles solares con distintas potencias, que suelen ir de los 100 a los 400 vatios aprox.

Entonces, tenemos que un panel solar de 250 vatios nos costaría 250 x 1,25 = 375 euros. Esto nos serviría para tener una pequeña energía de apoyo en casa. Pero, y si queremos una instalación íntegramente sustentada a base de la energía solar? Pues entonces podemos definir una potencia media de 3 kw, para los cual necesitaríamos tener 12 paneles de 250 vatios. Multiplicamos 375 x 12 y nos sale el precio medio de una instalación, unos 4.500 euros, a lo que hay que sumar mano de obra o materiales. (Estas cifras son aproximadas y se recomienda consultar a cada empresa en cuestión).

Pero, ¿qué tipos de paneles solares existen? ¿Se diferencian dependiendo de los materiales que poseen?.

Tipos de paneles solares

Paneles solares fotovoltaicos

panel solar fotovoltaico
Los paneles solares fotovoltaicos fueron los primeros paneles solares que dejaron claro que era posible el autoabastecimiento de zonas mediante el aprovechamiento de la energía renovable proveniente del sol. Este tipo de paneles puede ser de cualquier tamaño, desde pocos centímetros hasta decenas de metros.

Su funcionamiento se base en la incidencia de los rayos del sol en el panel, por lo que es básica su correcta orientación. La luz del sol transmite energía a lo electrones, permitiendo así que estos se separen de protones y neutrones y “escapen” del panel en forma de electricidad. Si bien este tipo de paneles solares tuvo mucho éxito en su momento, hoy en día ya han caído un poco en desuso debido a que son demasiado aparatosos, tienen un alto coste y no ofrecen un rendimiento tan bueno como otros tipos de paneles solares.

Dentro de los paneles solares fotovoltaicos también podemos encontrar distintos tipos de paneles dependiendo de los materiales con que estén construidos:

  • Silicio puro monocristalino: Están basados en secciones de una barra de silicio cristalizado en una sola pieza.

  • Silicio puro policristalino: Los materiales tienden a ser semejantes a los paneles solares de silicio puro monocristalino, aunque en esta ocasión el proceso de cristalización es diferente.
    Se basan en secciones de una barra de silicio que se ha estructurado de forma desordenada en forma de pequeños cristales.
  • Silicio amorfo: También son paneles basados en silicio, pero este material no sigue una estructura cristalina. Este tipo de paneles son empleados habitualmente para pequeños dispositivos electrónicos y en pequeños portátiles.

  • Arseniuro de Galio: Se trata de uno de los materiales más eficientes.

  • Teluro de cadmio.

  • Diseleniuro de cobre en indio.

  • Tándem.

Paneles solares térmicos

paneles solares termicos
Los paneles solares térmicos son quizá los más simples y sencillos de realizar. Su mecanismo es muy sencillo y, de forma resumida, consiste en que los rayos del sol inciden sobre el panel y calientan el agua que circula a través de tubos por el interior del panel. Después, esta agua caliente puede ser aprovechada con diversos fines.

Paneles solares termodinámicos

panel solar termodinamico
Son los paneles solares más utilizados en la actualidad. Entre sus beneficios está la posibilidad de aprovechar la energía de la radiación solar, pero también la capacidad de generar energía a pesar de la lluvia, o incluso recoger esta energía de la luz de la luna.

Además, este tipo de paneles ofrece otras ventajas respecto a los paneles fotovoltaicos y los térmicos, entre ellas su precio más económico, su menor tamaño, sus menores costes de instalación y de mantenimiento y su mayor eficiencia.

También debemos indicarte que existen diferentes tipos de paneles solares en función de la forma, aunque sobre esta cuestión nos ocuparemos detenidamente en un próximo artículo.

Si quieres más información acerca de los paneles solares, no dejes de visitar el siguiente artículo para saber cómo hacer tus propios paneles solares:

Paneles solares caseros: cómo hacer un panel solar casero

Se puede hacer muchos tipos de paneles solares caseros. Muchos de ellos se realizan empleando botellas, pero hay un método que ha dado la vuelta al mundo y que está suponiendo un verdadero milagro para los habitantes de las zonas más desfavorecidas. Es por eso que las grandes empresas proveedoras de electricidad no querían que esto saliera a la luz.

Este invento da una idea de lo fácil que puede ser realizar un panel solar casero. Para tener luz en las casas por la noche, basta con hacer un pequeño agujero en el techo por el que queda, muy justamente, una botella de plástico. Esta botella se llena con agua y un poco de lejía y se fija al techo, de manera que media botella queda dentro y la otra media fuera de la casa. De esta forma, la botella recoge los rayos del sol y emite luz en el interior de la vivienda, como si fuera una bombilla.

Este es solo un ejemplo, e incluso lo podemos imitar utilizando una caja de cartón en lugar de una casa.

Beneficios de los paneles solares

Los paneles solares ofrecen una gran cantidad de ventajas, algunas de las cuáles se derivan del tipo de energía que emplean. Así, la energía solar es un método de abastecimiento de energía totalmente limpio, que no deja ningún tipo de residuos en la atmósfera, y que no contamina el suelo o el agua.

Además de ser una energía totalmente limpia y respetuosa con el medio ambiente, está entre las llamadas energías renovables. Estas son energías que provienen de la naturaleza, y que nunca se van a agotar, al menos en millones de años. Estas energías son la eólica (del viento), la solar o la geotérmica, entre otras. Estas energías, al contrario que los recursos fósiles como el carbón o el petróleo, son inagotables.

Hay que tener en cuenta también que es una energía que no suele dar problemas. Es segura, silenciosa, y no necesita de instalaciones complejas ni de un gran mantenimiento, más allá de limpiar los paneles cuando están sucios y ya no captan la energía con la misma eficacia.

Por supuesto, uno de los grandes beneficios de estos paneles solares es el ahorro económico que producen en el hogar. Una instalación de apoyo puede ser empleada para sustentar con ella algunos electrodomésticos básicos, e incluso podemos ahorrar gran parte de calefacción o agua caliente.

Por último, la energía solar es una de las últimas oportunidades que se tiene de poder hacer las cosas bien y permitir a todos los pueblos y regiones que lleguen al autoabastecimiento. Sabemos que esto no va a suceder ya que las compañías eléctricas no lo van a permitir. Pero la posibilidad del autoabastecimiento (sobre todo en zonas con climas calurosos donde abundan las altas temperaturas y las sequías) está ahí gracias a energías como esta.

Enlaces de interés:

ElBlogVerde.com

Newsletter
Lo más interesante
Top 6
artículos
Síguenos