Baño de Bosque: ¿lo conoces? Qué es, beneficios y cómo hacerlo

Aunque se ha vuelto muy popular en los últimos años en nuestro país, el conocido como 'baño de bosque' se originó en Japón hacia la década de 1980, donde es popularmente denominado bajo el término de 'shinrin-yoku', que se podría traducir como 'baño de la naturaleza'. La idea, más o menos, sería tal que así: ir al […]

Aunque se ha vuelto muy popular en los últimos años en nuestro país, el conocido como ‘baño de bosque’ se originó en Japón hacia la década de 1980, donde es popularmente denominado bajo el término de ‘shinrin-yoku’, que se podría traducir como ‘baño de la naturaleza’.

Baños de Bosque

La idea, más o menos, sería tal que así: ir al campo, un poco más de lo habitual, abrir nuestros sentidos, inhalar el aroma del campo, acariciar una acacia o un pino, y tratar de conectarnos con lo que nos ofrece la naturaleza. ¿A que suena agradable?.

Se trata de una opción natural sumamente adecuada e interesante especialmente en la sociedad en la que vivimos hoy en día. Y, posiblemente, todos necesitamos darnos un baño de bosque de vez en cuando por algunas de las razones que ya conoces: nuestra actividad diaria, el estrés del día a día, la ansiedad laboral, nuestra sobrecarga de correo electrónico, nuestra actividad a veces estresante en las redes sociales… todos necesitamos una desconexión general de la naturaleza.

¿Cuál es el objetivo principal de los Baños de bosque?

El objetivo principal del baño en el bosque es disminuir la velocidad del día a día, y sumergirnos en el entorno natural que nos rodea. Por ejemplo, nos ayuda a sintonizar con los olores, texturas, sabores y con el maravilloso paisaje del bosque. Y, para ello, tomamos nuestro entorno usando todos y cada uno de nuestros sentidos.

Por ejemplo, cuando pasamos por un grupo de pinos, tocamos la corteza. Olemos el aroma de la lluvia, de la tierra mojada durante los meses de otoño o invierno. Si estamos cerca de un naranjero olemos las naranjas, que desprenden esa encantadora fragancia cítrica.

¿Qué beneficios ofrecen los Baños de bosque?

No hay duda que son bastantes los beneficios que nos ofrecen los baños de bosque. Para empezar, nos ayuda a conectarnos con nosotros mismos y con la naturaleza, tratando de alejarnos de las preocupaciones, tensiones nerviosas, estreses y ansiedades que tendemos a vivir en nuestro día a día.

Esto, ya de por sí, nos ofrece excelentes cualidades para la salud, ya que nos ayuda a relajarnos y a desestresarnos.

Pero, ¿qué dice la ciencia al respecto? Un estudio publicado en el año 2011 comparó los efectos de hacer ejercicio físico caminando por la ciudad, en comparación con hacer una caminata por el bosque. Ambas actividades, dicho sea de paso, requerían mantener el mismo nivel de actividad.

Cualidades de los baños de bosque

Pues bien, los estudiosos encontraron que el ambiente que se encontraba en el bosque, evidentemente más placentero y tranquilo, llevó a reducciones más significativas de ciertas hormonas del estrés, y una disminución de la presión arterial.

Otro estudio llevado a cabo por científicos japoneses en 2009 descubrió que algunos árboles liberaban determinados compuestos al aire que podrían ser beneficiosos para las personas. Por ejemplo, la inhalación de estos compuestos (conocidos como fitómidos), era capaz de reducir las concentraciones de hormonas del estrés, aumentando la actividad de los glóbulos blancos.

Dicho de otra forma, no solo nos ayudaría a disminuir nuestro estrés, sino que también sería útil para aumentar nuestras defensas, al reforzar la acción de nuestro sistema inmunológico.

¿Cómo practicar los baños en el bosque?

En realidad es sumamente sencillo. Y probablemente no tengas que irte muy lejos para darte un baño en el bosque. Solo tienes que ir al campo, a la sierra, o bien a algún lugar cercano donde haya algo de naturaleza y esté un poco más alejado del mundanal ruido (por ejemplo, si tienes un parque cerca con frondosos árboles).

Cierra los ojos y respira, únicamente respira. Te tomará unos minutos para aclarar el desorden que tengas en el cerebro y sintonizar con el mundo más natural. Luego abre los ojos e imagina que estás viendo el mundo por primera vez.

Cómo realizar un baño de bosque

Si tratas de sintonizar con el bosque, y te alejas de las preocupaciones propias del día a día, es posible que al abrir los ojos veas que el verde se observa mucho más verde. Y, posiblemente, también puedas comenzar a ver y notar cosas que no habías notado antes: el balanceo de las hojas de los árboles, el revoloteo de los pájaros, la ondulación del agua si estás cerca de un río o en el mar…

Como vemos, es bastante sencillo intentar hacerlo. Conseguirlo sí puede ser algo más complicado, especialmente en lo que a la meditación se refiere. Pero, como todo, solo se requiere práctica, un poco de paciencia y sobre todo constancia.

Advertisement

La idea de que pasar tiempo en la naturaleza es buena para nuestra salud no es nueva. Pero, por desgracia, la hemos olvidado. No obstante, podemos recuperarla, y la popularidad que están consiguiendo los baños de bosque quizá se convierta en un reconocimiento de que muchos de nosotros necesitamos un pequeño empujón para volver a salir.

También te puede interesar