Escrito por Tendenzias

El Sugi, cedro japonés, símbolo de la relación cultural y religiosa con la naturaleza

En El Blog Verde ya os hemos hablado en otras ocasiones de especies de árboles muy conocidas y que destacan por diversos aspectos, ya sea por su tamaño, su belleza, o incluso su rareza y escasez. Sin embargo, pocos árboles puede presumir como el Sugi, cedro japonés, de ser un símbolo de la relación cultural y religiosa con la naturaleza. A continuación te lo contamos todo sobre este árbol.

sugi japon

El Sugi o cedro japonés

El nombre científico del Sugi es Cryptomeria, pertenece al género de las coníferas, en concreto a la familia de los cipreses. Es originario de Japón, si bien ha sido llevado a otras partes del mundo. En japonés se le llama Sugi, pero en el resto del mundo se lo suele llamar cedro japonés, si bien nada tiene que ver con los cedros. Suelen alcanzar los 70 metros de altura y 4 metros de diámetro en su tronco. La corteza va de un gris amarronado a un rojo castaño, con hermosas tiras verticales.

El Sugi o cedro japonés es un árbol que destaca por su imponente porte y sus formas simétricas. La copa tiene una forma piramidal y su altura hace que se erija por demás del resto de especies. Se podría decir que por su apariencia y por su gran tamaño el cedro japonés podría compararse con las secuoyas gigantes, sin embargo no llega a alcanzar las dimensiones es éstas. Sin embargo, sus hojas son más largas y la corteza de la madera es más dura que la de las secuoyas gigantes. De hecho, uno de los principales usos del Sugi, además de para las plantas ornamentales, es para la industria maderera, sobre todo en China.

sugi
Como decimos, sus hojas son más largas que las de las secuoyas y pueden llegar a medir unos 5 centímetros. Son hojas punzantes, que tienen un color verde brillante aunque durante el invierno se oscurecen y llegan a tener un color amarronado.

Cabe decir que el sugi o cedro japonés es endémico y que solo existe una especie de Cryptomeria japaica, aunque esta ha sido exportada desde hace cientos de años por la increíble calidad de su madera que se usa para industrias madereras de todo tipo, carpintería, ebanistería, etc. Sin embargo, el hecho de ser la única especie existente y que su madera sea de tanta calidad, ha provocado que también sea en la actualidad muy escaso, estando en la Lista Roja de especies amenazadas de la IUCN.

Por supuesto, el Sugi también es un árbol muy unido arraigado a la cultura japonesa. Es todo un símbolo cultural y un objeto de veneración.

El Sugi en la cultura japonesa

El cedro japonés, o Sugi, ha sido un símbolo, desde hace siglos, de la conexión cultural y religiosa con la naturaleza. Es el árbol nacional de Japón, y puede verse por toda la nación, desde bosques inmensos en las montañas, hasta amplias avenidas de estos gigantes cercanas a los templos.

Cabe destacar el enorme respeto que e tiene en Japón a esta especie, existiendo en diversas zonas parques naturales y zonas casi exclusivas de estos árboles, algunas de ellas incluso han sido nombradas Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO, como es el caso de la isla de Yakushima, al sur de Japón.

sugi japones
En esta isla se encuentra una de las poblaciones endémicas de cedro japonés más grandes del mundo. En la isla de Fukushima los árboles Sugi son venerados casi como a dioses ya que según ellos son la materialización de los fantasmas, los espíritus y los misterios del más allá. Por otro lado, en esta isla también se puede encontrar un ejemplar de cedro japonés muy especial…

Se trata de Jomon-Sugi, un cedro japonés que está situado en el parque de Kirishima-Yaku y que es el ejemplar más antiguo del que se tiene constancia. Con mas de 25 metros de altura y una circunferencia que supera los 5 metros, el Jomon Sugi puede presumir de ser uno de los seres vivos más longevos del planeta: Más de 2.300 años le comtemplan (hay quien dice que podrían ser hasta 7.000), por algo se le denomina “el árbol que lo vio todo“.

Las personas que visitan a este gran coloso lo veneran como si se tratase de un dios viviente. Incluso las autoridades locales han tenido que tomar medidas ante la gran afluencia de gente para ver a Jomon-Sugi y que deteriora poco a poco el paisaje y el ecosistema de la isla, lo que da una idea de la importancia de esta especie para la cultura japonesa.

Asimismo, el Sugi está, como el pino, muy presente en las leyendas e historias de la mitología japonesa, principalmente de las creencias sintoístas. Por ejemplo, se cree que los bosques de cedro japonés son los lugares escogidos por los tengus (criaturas del folclore japonés que suele ser representadas con forma de ave y rostros humanos con narices muy alargadas) para sus reuniones.

Una de estas leyendas cuenta que una mujer de un pueblo llamado Yamato era visitada todas las noches por un apuestas joven que no quería revelarle su identidad. Curiosa por saber quién era él, la mujer la ató un largo hilo a sus ropajes y le siguió cuando él se hubo ido. Así vio como el hombre penetraba en la montaña de Miwa y desaparecía su rastro junto a tres enormes Sugi. A partir de ese momento, se consideró esa zona de la montaña de Miwa como el santuario de Gran Señor de las Tierras, un santuario que no necesita de edificios para adorar el Gran Señor, ya que los árboles son el mismo santuario.

Esperamos que el artículo os haya gustado y hayáis aprendido muchas cosas sobre este árbol tan especial. Para terminar, os dejamos con unos enlaces que os podrían resultar interesantes para complementar la información del artículo.

loadInifniteAdd(infinite_adv_1);

Enlaces de interés
En El Blog Verde tenemos muchos otros artículos que te pueden resultar muy interesantes para saber más sobre otras especies de árboles:

Y si te ha gustado el artículo, no dudes en compartirlo con tus amigos en Facebook, Twitter y Google +.

ElBlogVerde.com

Newsletter
Lo más interesante
Top 6
artículos
Síguenos